Estalla la violencia tras explosión en Beirut

Vistas: 271
Estalla la violencia tras explosión en Beirut

Nuevos enfrentamientos entre la policía y manifestantes

Un policía muerto y 728 heridos en los disturbios

REDACCION

Nuevos enfrentamientos se llevan a cabo entre la policía libanesa y manifestantes en calles de Beirut tras una escaramuza que ha enfrentado a la población con los guardaespaldas de un diputado, casado con la hija del presidente libanés, Michel Aoun, que quería incorporarse a las protestas.

La renuncia de dos ministros y las versiones de otras inminentes dimisiones, los nuevos choques entre policías y manifestantes y el anuncio de un plan de ayuda internacional signaron la jornada de este domingo en el Líbano, donde el Gobierno exhibe una marcada situación de debilidad, tras la tremenda explosión que el martes destrozó el puerto de Beirut y buena parte de la ciudad.

Los enfrentamientos ocurren después que el diputado Chamel Roukoz, yerno del presidente, figura más detestada por los manifestantes, anunciara su intención de sumarse a las protestas, a lo que los manifestantes se negaron a tener un político entre ellos.

La explosión que hace unos días destrozó el puerto de Beirut y buena parte de la ciudad, dejó una situación de debilidad en el gobierno.

Un policía muerto y otras 728 personas han resultado heridas por los disturbios del sábado. Los manifestantes, que se contaron por miles, llegaron a ocupar varios ministerios y el Gobierno tuvo que desplegar al Ejército.

Los libaneses tomaron las calles el pasado mes de octubre por la grave crisis económica que sufre la nación árabe, la peor desde su guerra civil. Las protestas se han reanudado esta semana por las explosiones en Beirut, que los manifestantes achacan a la extendida corrupción.

En este contexto, el primer ministro, Hasán Diab, propuso el mismo sábado anticipar las elecciones parlamentarias, asumiendo que “la explosión que sacudió el puerto se produjo debido a la corrupción”.

La explosión en una bodega de Beirut, provocada por 2,750 toneladas de nitrato de amonio que fueron incautadas desde el 2014, dejó al menos 150 muertos, unos seis mil heridos y cerca de 300 mil personas se han quedado sin casa.

Información de agencias internacionales y redes sociales

0 0

Deja un comentario